Cita con la vida, el arte de vivir el presente, PDF – Thich Nhat Hanh

Meditación, Salud, Relajación, Esoterismo

No hay que amargarnos recordando cosas que nos lastiman. la vida es corta; el tiempo pasa con rapidez y no podemos volverlo atrás. Dios nos regalo un par de hermosos “ojos” para contemplar la grandeza de su creación. Vivamos con felicidad el presente; nuestra cita con la vida es el ahora, no el pasado ni el futuro.

Lo importante es el ahora, el hoy. El pasado ya se fue. El futuro no llegó, ni existe, no sabemos si va a existir. ¿Sabemos acaso qué pasará mañana? La vida es como el humo, que aparece un momento, y luego se disipa. Sólo existe el aquí y el ahora.

En nuestra fe, es muy importante que aprendamos a vivir cada día, cada minuto, con tanta intensidad e importancia, como si fuese el último de la vida. Aprender en familia, a dejar lo accesorio y concentrarse en lo esencial: una palabra, un gesto, un encuentro, una decisión… De
este modo, se enfrenta la vida con simpleza.

Ser paz y El corazón de la comprensión, PDF – Thich Nhat Hanh

Thich Nhat Hanh es un incansable trabajador por la paz. Poeta, maestro zen y presidente de la Delegación Vietnamita por la paz durante la guerra, fue nominado por el doctor Martin Luther King Jr. para el Premio Nobel de la Paz.

Thomas Merton lo describió como mas hermano mio que muchos otros mis cercanos a mi en raza y nacionalidad, porque el y yo vemos las cosas de la misma manera. Escritor prolijo, todos sus trabajos reflejan que su amorosa entrega a la misión pacificadora que ha abrazado es tal, que de hecho lo ha convertido en la misión misma.

Ser paz y El corazón de la comprensión aparecieron como dos ediciones en ingles. Aquí se reúnen los dos trabajos en un solo volumen porque ambos constituyen una fundamental contribución a la toma de conciencia de la importancia de la paz.

Los dos trabajos, uno surgido de la pluma de un hombre del mundo de hoy, el otro, las reflexiones de este hombre respecto a un texto milenario y no por ello menos vigente, ambos igualmente válidos en todo momento, iluminan el camino a la comprensión de que la paz no es un concepto independiente del hombre y del mundo de hoy, sino un elemento que debe existir en la constitución misma de todo ser humano. Las palabras de Nhat Hanh son como semillas que germinan y enraízan en el corazón de cada uno de nosotros, desde donde debe brotar la verdadera paz, aquella que ha de liberarnos.

La paz esta en tu interior, Practicas diarias de mindfulness, PDF – Thich Nhat Hanh

El ser humano materialista se hace cada vez mas evidente; es notorio que la humanidad va por el “CAMINO” incorrecto. Se habla de paz en todo el mundo pero vemos todo lo contrario, vientos de guerra soplan en todas las direcciones, ¡algo anda mal, todos se quieren matar! ¿QUE ESTA PASANDO? la respuesta es sencilla: estamos buscando la paz en el lugar equivocado, ¡hay que girar la mirada!.

Paz, Guerras, Guerra interior, Conflictos internos

Este libro, La paz está en tu interior, es una continuación de El milagro del mindfulness y La paz está en cada paso en el sentido de que es un texto breve, sencillo de leer y muy fácil de poner en práctica.

Podrás contactar con la verdadera paz y el gozo muchas veces al día, aun si tu agenda es apretada. Deja que este libro sea tu compañero y vive una vida feliz desde ahora mismo.

Todos necesitamos una dimensión espiritual en nuestras vidas. Necesitamos la práctica espiritual. Si esa práctica es sólida y regular, seremos capaces de transformar el temor, la ira y la desesperación que sentimos y de superar las dificultades que encontramos en la vida cotidiana.

En el momento en que despiertas, justo en ese momento, sonríe. Es una sonrisa de iluminación. Eres consciente de que empieza un nuevo día, que la vida te ofrece veinticuatro nuevas horas para vivir y que ése es el más preciado de los regalos.

El Camino Más Fácil, PDF – Mabel Katz

Muchos de nosotros vivimos con estas rejas. Las sentimos pero no las vemos porque son invisibles. Estas rejas son nuestras creencias, nuestros juicios y opiniones, y sobre todo, lo que nosotros pensamos de nosotros mismos.

En el preciso instante que decidimos tomar conciencia de quiénes somos, dichas rejas se abren y nos damos cuenta que somos libres y que siempre lo hemos sido. Así logramos escapar de la prisión que nosotros mismos hemos creado.

Nos han dicho que somos seres humanos y nos lo hemos creído. Si pensamos que somos seres indefensos y sin ningún poder, eso es lo que vamos a manifestar en la vida.

Somos los reyes de nuestro propio imperio y podemos construir y manifestar todo lo que nos propongamos en nuestras vidas. No depende de nadie más que nosotros.

Todos somos hijos de Dios y hemos sido creados a su semejanza. Somos creadores. ¿Cómo creamos? Con nuestros pensamientos. Es así de sencillo.

Mabel Katz.

El Camino a CRISTO, PDF – Elena G. de White

Conocer a DIOS no es difícil realmente; la persona que dispone el corazón gozara de su favor. El señor Jesucristo es autor de salvación, gracias a el hoy todas las personas tienen una puerta abierta para ingresar al lugar donde jamas se dice adiós…

Esta obra no necesita recomendación. Un cuidadoso examen de su contenido demostrará que la persona que la escribió conocía al gran Maestro de amor.

A la copiosa espiritualidad y los sanos consejos esparcidos en sus páginas, se debe la gran aceptación que encuentra siempre por todas partes. Cuando se la ha leído una vez, se la lee de nuevo y se la estudia como una guía en el camino de la salvación.

En sus páginas se nos presenta la noble figura del SEÑOR JESÚS, no como un personaje muerto de la historia antigua, sino como el Cristo viviente, que sigue realizando milagros, transformando la vida de todos aquellos que lo invocan con fe.

Historia de los espejos, PDF – Mark Pendergrast

Es un rito matutino, un acto tan corriente que usted apenas repara en él. Sí, ahí está otra vez, quizá con cara de dormido, pero es usted, desde luego, acaso con un cepillo de dientes en la boca o una toalla en la mano.

Un día más trata de orientarse en el mundo. Está tan acostumbrado a esta experiencia que casi nunca piensa en ella. Sin embargo, lo que acaba de hacer es prácticamente insólito en el reino animal.

La capacidad para reconocerse en el espejo parece privativa de los primates superiores, aunque podrían tenerla también los delfines y los elefantes. Otros animales ven sólo a un rival o a un amigo.

Los espejos sólo adquieren sentido cuando alguien se mira en ellos. Por lo tanto, la historia del espejo es de hecho la historia de la visión, y lo que percibimos en esas superficies mágicas puede proporcionarnos mucha información sobre nosotros: de dónde venimos, qué imaginamos, cómo pensamos y qué anhelamos.

A lo largo de toda la historia de la humanidad, el espejo aparece como un medio de auto conocimiento y auto engaño. Hemos usado la superficie reflectante tanto para revelar la realidad como para ocultarla, y los espejos han encontrado un sitio en la religión, el folclore, la literatura, el arte, la magia y la ciencia.

Mark Pendergrast.

Al infinito y mas allá, El cielo es el limite, PDF – Wayne W. Dyer

De vez en cuando, oirá usted decir a una persona, a la que se ofrece la tercera, cuarta o quinta copa en un cóctel: “No gracias, he llegada al limite”. Es un comentario inteligente cuando se está bebiendo alcohol. Salvo que uno tenga especial cariño a las resacas o a maltratar el cuerpo y la mente, merece la pena conocer el propio Imite al alcohol y respetarlo.

Pero, con demasiada frecuencia, cuando se nos ofrece un tercero, cuarto o quinto trago de la copa de la vida (y, lo advirtamos o no, la vida siempre ofrece), nos decimos para nuestros adentros: “Oh, no, mejor parar aquí. Creo que ya he llegado al limite”.

Este libro está dispuesto a admitir que, en lo que respecta a la capacidad que posee usted para la felicidad, el desarrollo, la creatividad, la capacidad constructiva en la sociedad (cualquier cosa que usted valore como ser humano) literalmente no existen limites para lo que puede usted lograr.

Este libro trata también de cómo puede usted lograr todo lo que es posible para un ser humano y, además, lo que usted desea ser, frente a lo que otros o la sociedad en su conjunto le exigen que sea.

Wayne W. Dyer.