Un audiolibro concreto en sus consejos para lograr nuestros sueños. El líder no se detiene en su aprendizaje, sabe que su mente debe ser constantemente alimentada.

El autor de este audio “Bernardo Stamateas” nos entrega una serie de técnicas y estrategias para avanzar con rapidez hacia nuestras metas.

Los retos, son los que te mantienen motivado/a para seguir avanzando, los que te tienen motivado/a para emprender nuevas acciones.

Los que hacen que crezcas, madures y te desarrolles cada día más, personal y profesionalmente.

Cada día es una oportunidad para empezar de nuevo. No te desesperes porque caes en tu propósito. Las personas somos los únicos que tenemos la oportunidad de caer y volver a empezar, cada día.

Revisa que te ha hecho tropezar, caer o dejar hoy de trabajar en tu objetivo, meta o propósito, de lo contrario sí que estarías actuando sin inteligencia.

Inteligencia no la tiene aquel que no cae nunca o no se equivoca nunca; la
inteligencia la estás potenciando cada vez que empiezas de nuevo revisando aquello que el día de antes te hizo caer. No te sientas tonto/a por
caer una y otra vez.

fuente: encarnateruel.com

Sencillamente toda persona tiene potencial, se nace o se hace, ¡pero es cierto! dentro del ser humano hay un poder inmenso.

Liderazgo, Liderazgo espiritual

Todos los que tienen alma tienen el potencial de ser líderes inspirados. Cuando se cambia internamente para acceder a la ilimitada sabiduría del alma, te conviertes en líder sin necesidad de buscar seguidores.

Al dar forma tangible a tu visión de un mundo mejor, los seguidores te hallarán. Deseo fervientemente que, tras la lectura de este libro, incontables lectores como tú descubran su grandeza y actúen en consecuencia.

Un número indeterminado de estos líderes se convertirán en figuras públicas, y una cantidad todavía mayor desempeñará un papel de liderazgo en el trabajo, en casa y en la comunidad. Sea cual sea el lugar en que ejerzas el liderazgo, no tengo dudas de que este momento de la historia requiere líderes inspirados.

Tú puedes ser este tipo de líder. El camino está abierto para ti. El único
requisito es escuchar a tu guía interior. Una vez que transites por este camino estarás en vías de convertirte en un visionario exitoso.

Un visionario exitoso hace que su propia visión se manifieste en el mundo. Las semillas invisibles plantadas en el silencio de nuestra conciencia, se vuelven realidades tangibles y visibles.

Deepak Chopra.

El deseo de triunfar debe estar presente en todo momento. Aquel que esta decidido derribara obstáculos. sera ejemplo de muchos, sera como el águila…

El águila es el ave que vive más tiempo, llegando a alcanzar 70 años. Sin embargo, para llegar a esa edad, a los 40 años tiene que tomar una seria y difícil decisión.

A los 40 años el águila se encuentra en una fase decisiva y delicada de su vida: las uñas se le han puesto largas y flexibles, y así ya no logra agarrar a los animales de los que se alimentaba; el pico alargado y puntiagudo se ha puesto curvo, lo que le complica el cazar y el alimentarse.

Sus alas están envejecidas y pesadas porque las plumas están más gruesas y se le hace cada vez más difícil volar. En ese momento de la vida, el águila sólo tiene una alternativa: morir o enfrentar un doloroso proceso de renovación que va a durar 150 días.

Ese proceso consiste en volar hacia lo alto de una montaña y alojarse en un nido cerca de una pared, donde no necesite volar. Después de encontrar ese lugar, el águila comienza a batir con el pico en la pared hasta lograr
arrancárselo.

Después de arrancarlo, espera que nazca un nuevo pico, lo que tarda algunas semanas. Una vez que tiene su nuevo pico, el ave ya puede arrancarse las uñas.

Cuando las nuevas uñas comienzan a nacer, el águila comienza a arrancarse las viejas plumas. Apenas cinco meses, cuando el proceso está terminado, sale para el famoso vuelo de renovación y para vivir entonces 30 años más

Se entiende por coaching, como aquel proceso que asiste en la liberación del potencial de una persona con el fin de incrementar al máximo su desempeño.

Liderazgo, Coaching,

Este libro propone una forma personal de entender el coaching
en una síntesis integradora que es el resultado de mi propio recorrido profesional.

Está construido sobre la base de concepciones y aportes personales que fui elaborando en el desarrollo de mis cursos y prácticas, sumados a otros desarrollos de muchos maestros en el tema, de los cuales tuve la oportunidad y el privilegio de aprender y trabajar.

Corrigiendo a mi crítico interno que intentaba asfixiarme y
quitarme libertad una noche me dije: !No!, no todo está dicho. “El arte de soplar brasas” !Nadie lo dijo aun como yo! Sartre decía que la vida de una persona se desarrolla en espirales; pasamos repetidamente por los mismos puntos, pero en distintos planos de integración y complejidad.

Hoy, apropiandome de sus palabras, yo agregaría que pasamos por esos puntos desde el lugar de un observador diferente. Y comencé a escribir este texto con el mismo espíritu con que di aquella clase en los 80.

Con la humildad de intentar compartir desarrollos conceptuales acerca de la teoria y practica del coaching, aprendizajes, reflexiones, experiencias de vida personales y profesionales, que a lo largo de años fui volcando en mis cursos, enriquecido por los valiosos aportes de mis maestros, alumnos y coachees.

Este libro esta dirigido a quienes quieren profundizar en el conocimiento de esta disciplina, que aporta herramientas poderosas para el desarrollo personal y organizacional.

En el mundo de las organizaciones para el nuevo siglo, la figura del jefe/gerente está cambiando por la del líder/facilitador y el coaching se constituye en una poderosa herramienta para gestionar un mundo
diferente.

En este sentido también entendemos al coaching como una competencia de liderazgo y gerenciamiento. El líder coach es guía y acompañante de su entorno aprendiente y debe contar para ello con las competencias, los valores y las convicciones.

Leonardo Wolk.

Liderazgo, Tribus, Necesidad de liderar

Una tribu es cualquier grupo de gente, grande o pequeño, conectados los unos con los otros, con un líder y con una idea.

Durante millones de años el ser humano ha formado parte de tribus, bien sea por sus creencias, etnia, ideas políticas o incluso por sus gustos musicales.

Ahora que Internet ha eliminado las barreras geográficas, temporales y económicas, los blogs y las redes sociales están ayudando a que las tribus crezcan y se reproduzcan. Grupos de millones de personas unidas por su afición al iPhone, su apoyo a Obama o su preocupación por el medio ambiente.

¿Quién va a liderar todas estas tribus? Si deja escapar esta posibilidad por liderar, corre el riesgo de convertirse en una oveja más del rebaño, alguien que lucha a toda costa por mantener su status quo, sin preguntarse si la obediencia que profesa le está haciendo algún bien a usted o su empresa.

Liderazgo, Fuerzas armadas, Infantería de Marina de Estados Unidos

En “Los líderes comen al final”, “Simon Sinek” no propone ninguna teoría nueva del liderazgo ni ningún principio esencial. Al escribir este libro tiene un propósito mucho más elevado. Simon quisiera hacer de este mundo un lugar mejor para todos nosotros. Su visión es sencilla: crear una nueva generación de hombres y mujeres que entiendan que el éxito o el fracaso de una organización se basa en la excelencia de sus líderes, no en la perspicacia de la gestión.

No es casualidad que Simón se valga de las fuerzas armadas estadounidenses y, en particular, del Marine Corps, la Infantería de Marina de Estados Unidos para explicar la importancia que tiene
que los líderes se centren en su gente.

Estas organizaciones poseen culturas firmes y valores compartidos, entienden la importancia del trabajo en equipo, crean confianza entre sus miembros, mantienen una visión y, lo que es más importante, entienden la importancia que tienen las personas y las relaciones para el éxito de su misión.


Además, estas organizaciones están en una tesitura en la que el coste de un fracaso puede ser catastrófico. No pueden permitirse un fracaso de la misión. Sin duda, son las personas quienes proporcionan el éxito a nuestras fuerzas armadas.

Cuando uno se reúne con los marines a la hora de comer, se da cuenta de que se sirve primero a los más jóvenes, y luego a los más veteranos. Cuando uno ve esto también se apercibe de que nadie
les ha ordenado hacerlo así. Los marines lo hacen, y punto. Este acto tan sencillo se fundamenta en la manera en que el Marine Corps entiende el liderazgo.

Todos esperan que los líderes de los marines coman al final, porque el verdadero precio del liderazgo es la disposición de anteponer las necesidades ajenas a las propias. Los grandes líderes se preocupan de verdad por aquellos a quienes tienen el privilegio de dirigir, y entienden que el verdadero valor del privilegio del liderazgo es a expensas del interés propio.

GEORGE J. FLYNN