Aunque la ciencia avance y las teorías traten de restarle importancia a Dios cómo creador, muchos finalmente terminan reconociendo su grandeza.

Todo estudio que tenga que ver con el cerebro es interesante. Los neurólogos y neurocirujanos suelen comentar que “el tiem-
po es cerebro” para hacer referencia a lo fundamental que resulta la atencióni a un paciente afectado por una lesión cerebral.

Nuestro cerebro ha sido moldeado a través de miles y miles de años por el implacable cincel de la evolución.

Desde aquella primera charca
donde habitaban las bacterias hasta nuestra estructura actual han transcurrido millones de años que han dado lugar al diseño que
ahora exhibimos con orgullo.

Presumimos de poseer la maquinaria más maravillosa y perfecta que la historia del mundo ha conocido. Nos gusta presumir de ella y le permitimos que se exhiba en cuanto nos dan la menor oportunidad.

Bien sabido es que el ser humano guarda dentro de si un poder extraordinario, todos tenemos capacidades, que en la vida a unos les vaya mejor que a otros es tema de discusión, que si la suerte tiene algo que ver se preguntan mucho, somos peregrinos aquí, el tiempo pasa rápido y no se debe pensar demasiado, hay que actuar.

El libro a continuación “el secreto” de “Rhonda Byrne” su contenido es polémico, muchas personas afirman que el libro ha sido de gran ayuda en su vida, otros dicen que no sirve para nada, cuando digo no perder el tiempo pensando me refiero a no estar pensando si el libro sirve o no sirve, es mejor leerlo, extraer todo lo bueno y ponerlo en practica, de esta manera se puede saber si es provechoso o no.

El libro comienza introduciendo y explicando los mecanismos de la ley de atracción, y luego describe ejemplos históricos de su aplicación y grandes hombres y mujeres en la historia que han aprovechado su poder.

Platón, Galileo, Beethoven, Edison, Carnegie, Einstein…, así como muchos otros inventores, teólogos, científicos y grandes pensadores.

Conforme vayas leyendo y aprendas El Secreto, descubrirás cómo puedes tener, ser o hacer todo lo que quieras. Sabrás quién eres realmente. Conocerás el verdadero esplendor que te espera.

El Secreto siempre ha estado presente de forma fragmentada en las tradiciones orales, en las religiones y en las distintas filosofías de todos los tiempos. Por primera vez, todos esos componentes se han reunido en una increíble revelación que transformará la vida de todo aquel que la experimente.

En este libro aprenderás a utilizar El Secreto en todos los aspectos de tu vida: dinero, salud, relaciones, felicidad y en todas tus interacciones con el mundo. Empezarás a entender el poder oculto y sin explotar que hay en tu interior. Esta revelación te aportará felicidad en todas las áreas de tu vida.

El ser humano a tenido una tarea difícil y costosa. Para nuestro CREADOR fue todo muy fácil; lo hizo todo con tal perfección que al ser humano le ha tomado generaciones enteras descubrir funcionamientos básicos del organismo.

Estudio del cerebro, Poder del cerebro

¿Qué sabemos en realidad sobre el cerebro humano? En las décadas de los setenta y los ochenta, cuando los autores de este libro estaban estudiando, la respuesta más sincera era muy poco.

Por aquel entonces circulaba un dicho: Estudiar el cerebro es como colocar un fonendoscopio fuera del Astrodome para aprender las reglas del fútbol.

Tu cerebro contiene alrededor de cien mil millones de células nerviosas que
establecen un billón, o quizá incluso un trillón, de conexiones llamadas sinapsis. Estas conexiones están en un constante estado de remodelación dinámica en respuesta al mundo que te rodea. Son una minúscula, pero estupenda, maravilla de la naturaleza.

A todo el mundo le asombra el cerebro, que en su día fue apodado el universo de kilo y medio. Y con razón. Tu cerebro no solo interpreta el mundo, lo crea.

Todo lo que ves, oyes, tocas, saboreas y hueles no tendría ninguna de esas cualidades sin el cerebro. Cualquier cosa que experimentes hoy (tu café matutino, el amor que sientes por tu familia, una idea brillante que se te ocurre en el trabajo) ha sido hecha a medida específicamente para ti.

Conciencia, Mente, Cerebro

Es cierto que en las últimas décadas algunos aspectos de la investigación en el cerebro se han vuelto, si no sencillos, al menos abordables: entender cómo funciona una neurona, cómo charla con sus vecinas, cómo se transmite la información a través de un nervio, incluso cómo de pronto una célula que no sabe quién es se convierte en una neurona, y no en un hepatocito o un espermatozoide.

Hay quienes dicen que la conciencia representa la última frontera del
conocimiento: entendernos a nosotros mismos. Si de fronteras se trata, Dehaene es la mejor aduana que podamos pedir, guiándonos con paso seguro a entendernos a nosotros mismos.

La Serie Mayor de Ciencia que ladra es, al igual que la Serie Clásica, una colección de divulgación científica escrita por científicos que creen que ya es hora de asomar la cabeza por fuera del laboratorio y contar las maravillas, grandezas y miserias de la profesión.

Esta nueva serie nos permite ofrecer textos más extensos y, en muchos casos, compartir la obra de autores extranjeros contemporáneos.

Siempre hay que tener presente que muchas de las cosas malas que nos suceden son por nuestra propia culpa, tenemos un aliado muy poderos o un enemigo silencioso, ¡el cerebro! si hemos seguido este blog con atención debes saberlo, hay mucha información al respecto.

Uniendo el punto de vista científico, psicológico y humano, la autora nos ofrece una reflexión profunda, salpicada de útiles consejos y con vocación eminentemente didáctica, acerca de la aplicación de nuestras propias capacidades al empeño de procurarnos una existencia plena y feliz: conocer y optimizar determinadas zonas del cerebro, fijar metas
y objetivos en la vida, ejercitar la voluntad, poner en marcha la inteligencia emocional, desarrollar la asertividad, evitar el exceso de auto crítica y auto exigencia, reivindicar el papel del optimismo…

El ser humano busca tener y relaciona felicidad con posesión. Nos pasamos la vida buscando tener estabilidad económica, social, profesional, afectiva… Tener seguridad, tener prestigio, tener cosas materiales, tener amigos… La felicidad verdadera no está en el tener, sino en el ser. Nuestra forma de ser es la base de la verdadera felicidad.

¡Estudiar la mente y comprender la manera como influye en nuestra vida es indispensable! solo así podremos emprender acciones que limpien nuestra mente, como resultado: disfrutaremos de una vida equilibrada, donde reina la paz y la armonía.

Mente libre, Desarrollo mental

La mente es el órgano de percepción y cognición. Muchas son sus funciones, entre otras la conciencia, la memoria, la imaginación, el juicio, el discernimiento y las elaboraciones intelectuales.

Como reza la antigua instrucción: La mente es el fundamento de todos los estados. Buda lo cifraba con las siguientes palabras: “La mente es la precursora de todos los estados; la mente es su fundamento y todos ellos son creados por la mente”.

De ahí la importancia que él mismo y todos los grandes maestros de la India que eran, además, magníficos psicólogos prácticos y de la autorrealización le han concedido a la necesidad de armonizar, purificar, gobernar y encauzar de modo consciente la mente que, en tanto no se disciplina, resulta muchas veces indócil, negligente e inductora de estados que provocan la desdicha propia y ajena.

Dentro del ser humano se hallan fuerzas muy poderosas, quizá muchas personas mueran sin utilizar tan siquiera un poco del enorme potencial con el cual fueron enviadas a este mundo.

Del ahogado el sombrero; le gritaba un ser a una persona que perdía las esperanzas de ver a alguien alcanzar la autorrealización, ¡tan solo uno y habrás logrado tu misión! así que, ánimo y adelante…

La fuerza de la voluntad, Tu puedes

No existe forma de actividad mental tan universal en sus manifestaciones visibles como la que lleva el nombre de Voluntad y, por otra parte, no hay nada tan generalmente mal comprendido y tan poco comprendido como la Voluntad.

Cuando nos ponemos a considerar la naturaleza de la Voluntad, nos encontramos frente a un cúmulo de definiciones, teorías y creencias. En efecto, casi puede asegurarse que para todos y cada uno de los individuos la palabra Voluntad tiene una significación diferente o una diferente gradación de significación.

Pregúntese uno a sí mismo lo que quiere expresar cuando dice “la Voluntad”, y pregúntelo después a unas cuantas personas; se sorprenderá cuando vea cuán grandemente varían las respuestas y definiciones.

Hemos procurado evitar en lo posible toda disquisición filosófica en esta serie de libros sobre la Nueva Psicología, pero nos encontramos de vez en cuando frente a ciertas circunstancias en las que es preciso que establezcamos una clara inteligencia con nuestros lectores.

En lo referente a la significación de algunos términos; y, para tal objeto, nos es necesario analizar estos términos y considerar la opinión de las mejores autoridades sobre el asunto.

Y este curso es especialmente necesario en el caso del término que tenemos entre nosotros: La Voluntad. ¿Qué es la Voluntad?

Dejando a un lado las concepciones filosóficas de la Voluntad, en el sentido de una universal actuación mental, como indican Shopenhauer, von Hartmann, Nietszche y otros, y limitándonos estrictamente a la aceptación psicológica de la palabra, consultaremos las
principales autoridades.

Atkinson William.

Diamantes finos, Pulir diamantes, la luz de DIOS

Es necesario reconocer que estamos mal. Nos esforzamos por embellecer nuestro cuerpo físico, pero descuidamos lo más importante, ¡embellecer el alma! bonita apariencia física pero cada dia mas feos en nuestro ser espiritual, la luz con la que DIOS nos envió a este mundo se apaga.

Con frecuencia escuchamos decir: ahora el tiempo es más corto, ¡Parece que sí! ¿ VERDAD? entonces esto debería ser motivo suficiente para empezar a avivar esa llama en nuestro interior, que nuestro rostro resplandezca. Que se note la presencia de DIOS en nuestra vida.

Este libro está pensado para aquellos buscadores espirituales que, en número creciente, se acercan al final de su búsqueda y están preparados para escuchar la verdad sin concesiones.

Las palabras mismas están cargadas de una extraordinaria vivacidad y poder transformador, pues surgen de la realización viva de la verdad, más que del conocimiento mental acumulado.

Te da la oportunidad de reconocer que cualquiera que sea la historia que cuentas sobre ti mismo, nunca es la verdad de ti: quien quiera que
creas ser, en realidad no es quien eres.

Cuando se detiene la activación del pensamiento, aunque sólo sea por un instante, esa paz omnipresente se revela como la esencia de tu ser.

El sufrimiento del mundo sólo es un reflejo de nuestro estado interno colectivo. Cuando entendemos que la identificación es la causa raíz de todo sufrimiento personal, también queda claro que podemos elegir entre continuar con ella o detenerla.

No resulta sencillo ser humanos: seguramente, nosotros tenemos que hacer frente a más desafíos que cualquier otra criatura del planeta.
Eso es ridículo, replicará alguno. Mira a tu alrededor; al menos en el mundo desarrollado, donde tenemos todo lo que necesitamos: alimento, agua, seguridad, abrigo, refugio, estímulos sociales…. Es verdad; pero eso sólo hace más patética nuestra condición humana.

¿Cómo es posible que las mismas criaturas que lo poseen todo, en términos relativos, también se preocupen tanto por el futuro, elucubren sobre sus fallos del pasado o se sientan abrumados por sus temores y dudas personales? La respuesta es bastante sorprendente: Las mismas capacidades que nos llevan al éxito nos conducen también a nuestras luchas internas.

La mente humana es un órgano de solución de problemas: detecta peligros, analiza situaciones, predice resultados y sugiere vías de acción. En el mundo exterior todo eso funciona maravillosamente bien; pero cuando esas mismas capacidades lógicas se ponen en funcionamiento, internamente, la vida humana se convierte en un problema a resolver,
más que en un proceso por vivir. Se abre la trampa. La vida queda en suspenso mientras nosotros libramos nuestra guerra interior.

Afortunadamente, el libro que tienes en las manos te va a ayudar a percibir claramente dónde está ese desnivel entre la falta de confianza en ti mismo y el hacer aquello que va a funcionar. Y si le das una oportunidad a este libro, es muy probable que encuentres un camino practicable para seguir adelante.

La afirmación anterior no es una garantía; es una predicción. Russ no habla mucho de las bases científicas que sostienen este trabajo, pero son abundantes y siguen aumentando. La ciencia básica sobre la mente que te vas a encontrar en estas páginas cubre al menos ciento cincuenta estudios y está corroborada indirectamente por varios
cientos más.

Steven Hayes